inicio contenido blog

Cómo reparar placas de pladur dañadas

El pladur cuenta con múltiples ventajas. Pero, si bien es más resistente de lo que se cree, es propenso a sufrir fisuras  y hendiduras frente a los golpes. Por suerte, su reparación no es difícil.

Los roces y los golpes accidentales generan daños superficiales que pueden repararse fácilmente. Sólo hay que extraer con un objeto punzante la superficie de cartón afectada y aplicar una capa de imprimación sobre el sector extraído. Luego, se termina el trabajo con un emplastecedor.

Si el tabique fue decorado con un empapelado, es posible retirar el papel dañado con agua y vapor, aunque esto es poco aconsejable ya que podría dañar la lámina de celulosa que cubre el yeso. Si el papel no se puede remover en seco, lo mejor es realizar un nuevo revestimiento de papel o pintura que oculte la fisura.

Cuando el tabique presenta un agujero, hay que retirar el sector dañado de la placa a través de una cuchilla y rellenarlo con un nuevo fragmento de pladur. Para acoplarlo adecuadamente a la placa, se deben emplazar listones de madera para que sirvan como punto de apoyo del fragmento nuevo. Por último, se aplica emplastecedor para tapar las juntas.

En el caso de que el daño se haya propagado por muchas zonas del ambiente, se puede unificar la superficie cubriéndola con tela de vidrio.

Mas noticias sobre: Pladur

Etiquetas:

Deja un comentario

fin contenido blog blackberry